miércoles, 15 de noviembre de 2017

Al final de un sueño…FERMOSELLE
Rescatamos del Programa de Fiestas de Fermoselle del año 2.001 la aportación que realizó nuestro socio Antonio Gavilanes solicitada por el Consistorio. Nos parece interesante, ahora que estamos metidos de lleno en el concurso "El pueblo más bello de Castilla y León", como aporte a los valores de todo tipo de los que disponemos en la Villa. 
"Iniciamos la salida del fin de semana. Nos encaminamos hacia Fermoselle, pueblo del oeste zamorano que nos recomiendan por su situación, la estructura y tipismo de sus calles, su vino, su aceite, su gastronomía…Dejamos atrás Zamora, con su Remembranza de las Edades del Hombre, Pereruela, con sus modestos “cacharros de barro”, las míseras pero gallardas tierras de Sayago, y entre un paisaje ya cambiante, trazada una curva harto pronunciada, encaramos la Villa que mágicamente se nos presenta como colgada del aire entre la impresionante y modernista Residencia Conchita Regojo y la atalaya de la morada veraniega de Doña Urraca. Unos metros carretera abajo nos da la bienvenida una enhiesta escultura del emigrante fermosellano que pretende, mientras se desarrolla la zona ajardinada que le rodea, cobijarse bajo el centenario “árbol de corcho” situado en el prado de enfrente.
            Y llegamos al casco urbano. Ascendemos por la recién empedrada (así se protege la arquitectura popular) calle del Montón de Tierra, flanqueada por una serie de bodegas donde el granito se ha trabajado por manos de canteros experimentados, aunque, lamentablemente, el paso del tiempo parece querer acabar con ellas si sus ¿dueños? no lo remedian. Tras un pronunciado descenso nos topamos con un artístico crucero enclavado en la pared donde comienza la calle de la Rumía. Seguimos el Terradillo adelante para embocar el casco antiguo a través del arco medieval conocido como el Arco. Dicen los vecinos que en este punto, durante los encierros agosteños, se inician para los atrevidos corredores los segundos más intensos y excitantes de su existencia, pues entre la angostura de la calle, el vocerío de los mirones, el traqueteo de las pezuñas de los morlacos, el jadeo desaforado de los corredores y el rítmico trepidar de la Campana Torera se enfilan hacia la Plaza Mayor (convertida en inigualable coso taurino para la ocasión) envueltos en una nebulosa de ansiedad, tragedia, heroicidad y triunfalismo.
            Pero volvamos al Arco. A la izquierda se nos muestra la empinada calle de Sanjurjo que nos conducirá a la plaza de Santa Colomba, centro del barrio alto de la localidad. Nosotros seguimos calle abajo y pasamos a visitar las bodegas de la Peña El Pulijón. Encomiable el trabajo de conservación llevado a cabo por este colectivo que desde 1.973 desarrolla en Fermoselle actividades muy diversas. Un centenar de metros de bajada para llegar al corazón del pueblo. Estamos en la Plaza Mayor y aquí: la iglesia parroquial, el ayuntamiento, la Campana Torera, la subida al castillo de Doña Urraca con su mirador hacia los Arribes del Duero y el vecino Portugal, la calzada con sus arcos de medio punto, la oficina de turismo, la bajada al Paseo y a la Bodega Cooperativa, la zona de bares, el “mentirote”…¡Todo un mundo de ensueño y relaciones personales!
            Un municipal a la antigua usanza nos recomienda callejear por la zona de Las Palomberas. Gran acierto del hombre uniformado, pues un laberíntico itinerario de retorcidas calles, de casas imbricadas, de bodegas milenarias, de rocas graníticas incrustadas entre las viviendas, nos arrastran con una cierta embriaguez hasta el mirador del Torojón. Aquí lo idílico se hace realidad y lo etéreo se muta en tangible. Ante nuestros desconcertados ojos aparece aquello que tantas veces hemos soñado…el mundo a nuestros pies, el pueblo a vista de pájaro. Y para disfrutar de todo ello, un consejo: “Siéntate sin prisas y deja volar tu imaginación como barcaza mecida por un viento suave”.
            Repuestas las fuerzas y con el ánimo henchido de curiosidad, acometemos el retador descenso salvando escalones y “calzadas” por las calles de las Peñas y el Mesón para caer junto a la basa de la Cruz de la Cárcel. Y desde aquí a la Plaza Vieja. Atrás han quedado calles con nombres evocadores: el Guapo, la Amargura, la Callejina, ¡cómo mejorarían su encanto recuperando el empedrado que otrora lucían! Y desde la Plaza Vieja, luego de plasmar en nuestras retinas la singular calle de la Nogal, ponemos rumbo al Convento de los Franciscanos y al Santuario de la Virgen de la Bandera, patrona de la villa. 
El alma se nos ha encogido con la reciente remodelación de la subida por San Juan. Todo el cemento del mundo parece haberse aliado para liquidar de un paletazo lo que podría ser la carta de  presentación del Centro de Interpretación de los Arribes, próximo a construir en las ruinas del convento. Esperamos, sin que se dilate en el tiempo,  se subsane lo que nos parece un error que va en detrimento del entorno.    Estamos en la explanada del Santuario y volvemos la vista a lontananza: ermita de la Soledad, el Descendimiento, ermita de Santa Cruz, la “raya” fronteriza, el castillo, la torre de la parroquia, el mirador del Torojón…¡Qué más podemos pedir desde una misma cota!
Llegamos al barrio de las Eras. La noche se avecina. Un lugareño entrado en años nos habla de otros lugares y parajes: Las cuestas de Cordero, el puente sobre el Tormes y la Cicutina, las Dos Aguas y la presa de Bemposta, el Buraco del Diablo, el Piélago, la falla El Pollo, las fuentes y los pozos, los cigüeñales y las casitas, de la Cruz de San Lorenzo y las curvas del Caracol, del paseo de la Ronda y las Cachas del Culo, el alto de Santa Colomba y la Residencia de Ancianos…
Ya amanecía cuando sonó el despertador. Todo fue un sueño que se cumplirá coincidiendo con nuestras fiestas patronales de San Agustín. Allí estaremos."

jueves, 9 de noviembre de 2017

EL PULIJÓN CON FERMOSELLE
Hemos dicho muchas veces que el Pulijón es una sociedad totalmente incardinada en el tejido social de Fermoselle durante todo el año. Es verdad que sus mayores esfuerzos se encaminan de siempre hacia el mes de agosto cuando desarrolla al máximo su potencial con la organización de actividades de todo tipo. Ello no es óbice para que finalizada las mismas no esté al tanto de cuanto acontece en la villa poniendo su granito de arena allá donde se nos solicita. Tres ejemplos claros se han materializado en los dos último meses y que vamos a comentar para conocimiento de los fermosellanos.
Los días 15, 16 y 17 de septiembre el club “Motofollacos” de Fermoselle realizó la VI concentración motera en el corazón de los Arribes “Follacos 2.017” a la que asistieron varias centenas de moteros  que pudieron disfrutar con todas las actividades programadas. El buen tiempo acompañó y la organización cumplió de maravilla. El Pulijón aportó sus instalaciones de los Olivicos así como menaje para los asados. Los participantes quedaron encantados con la zona situada en plena naturaleza y con todas las comodidades para un evento de ese tipo.
El 7 de octubre la Asamblea Comarcal de Cruz Roja en Fermoselle organizó el Encuentro Provincial de voluntarios al que acudieron miembros de Zamora, Benavente, Toro, Sanabria y del propio Fermoselle. Este encuentro sirvió para reconocer la labor de algunos voluntarios así como compartir sus propias experiencias. A mediodía la Asamblea Local les agasajó con un asado típico fermosellano en las instalaciones del Pulijón. A decir de la organización fue “un encuentro lleno de emoción, reconocimiento, alegría, compañerismo y humanidad”.
El 21 de octubre la recientemente creada Plataforma Ciudadana Fermoselle “Atrévete” organizó una jornada medioambiental recorriendo algunas de las zonas afectadas por los incendios de agosto. Según la Plataforma su empeño es “luchar por el bienestar común, el progreso y el futuro de la zona. El Pulijón, debido al mal tiempo, puso a su disposición la planta del asador de su domicilio social para compartir con los asistentes a la jornada “unas viandas, así como productos típicos y naturales de la zona”.
Así mismo, en el programa que patrocina la Diputación de Zamora denominado “Déjate llevar” aparece la aportación del Pulijón cediendo su bodega para ser visitada por los participantes.
Queda fehacientemente demostrado que el Pulijón permanece en contacto con Fermoselle los doce meses del año.

viernes, 20 de octubre de 2017

EL VALOR DE UNA IMAGEN
Del paraíso al infierno. En unos minutos, en unas horas, en unos días. Es la auténtica realidad actual de los Arribes del Duero, en la zona comprendida entre Fermoselle y Pinilla. Un criminal plenamente cuerdo sabía lo que hacía y lo que pretendía. Y ha conseguido lo que se recoge en las imágenes captadas por Emilio Seco desde el Mirador del Cura en Pinilla de Fermoselle. 

De la vida a la muerte. Algo que no pudieron solventar  ni los más técnicos en la extinción de incendios acompañados de los vecinos en fiestas. Gracias a su coraje pudieron defender parte del arribanzo de la voracidad de las llamas a pesar de las dificultades que ofrece el Parque Natural de Arribes. Dudamos si la normativa  “impuesta” por la reglamentación sea la más adecuada para la zona.

A la vista de ambas fotos, que en su comparativa parten el alma y ennegrece lo más profundo de los sentimientos, esperamos la reflexión de quien corresponda para que un hecho como este no se vuelva a repetir nunca más.

jueves, 19 de octubre de 2017

A VUELAPLUMA
OLGA RIVERA
“FERMOSELLE: ALLENDE LOS MARES”
Olga Rivera, profesora, nacida en Zamora y fermosellana de adopción muestra un amor sin límites por  la villa que vio nacer y crecer a su padre Manuel Rivera Lozano. Estamos convencidos que esa atracción por Fermoselle le viene de las vivencias compartidas desde  su más temprana edad junto a Manuel, al igual que hace ella con sus hijas en la actualidad. Un ejemplo a seguir.
Hace unos días, Olga  nos hizo llegar esta información que ya se publicó en la Opinión de Zamora el pasado mes de agosto. Nos parece curiosa y gratificante, por lo que la compartimos en esta sección.
Libro de texto
“De todos es sabido que los fermosellanos están esparcidos por los cuatro puntos cardinales, que han sido muchos los que un día abandonaron su patria chica para buscar nuevos mundos, para buscar mejores horizontes por la variada rosa de los vientos, cruzando fronteras, mares y océanos. Y todos ellos llevando con orgullo, llevando por bandera el nombre de su tierra.
            Tanto es así, que el nombre de esta villa cobra protagonismo en un libro de texto de “Español” del Reino Unido, publicado por una prestigiosa editorial británica.
Página del libro con el texto
 En una de las actividades propuestas, un supuesto turista cartea a su amigo fermosellano, Andrés, relatándole que está pasando unos días en su pueblo natal, del que seguramente Andrés le ha contado las grandezas de esta tierra, sus orígenes, sus costumbres, sus fiestas, sus señas de identidad...
El remitente elige una tarjeta postal con una fotografía de la pintoresca calle “La Nogal” y le expone sus impresiones y lo que le ha sorprendido de este pueblo: su situación entre dos ríos, la visita al castillo y las espectaculares vistas del río Duero, así como la degustación de sus excelentes productos típicos: vino, aceitunas…, fruto de  vides y olivos, sustento de esta tierra.
Calle La Nogal
Le establece una comparativa con su lugar de residencia, Madrid, le señala el aislamiento de su ubicación y el ambiente rural pero resalta el placer de pasear por sus campos y la amabilidad de sus gentes.
Cuentan nuestros mayores que no hay rincón en el mundo sin un fermosellano. Y así nos lo recuerdan con anécdotas ocurridas en la Plaza de toros de Ciudad de Méjico, en una tribu india de Brasil o en cualquier rincón de Cuba, Australia o Argentina. Será que todos ellos pregonan sus raíces a los cuatro vientos…
Damos las gracias a “Andrés” y a todos los que como él, difunden con orgullo el nombre de Fermoselle y llevan dentro de su corazón la tierra de sus orígenes allende los mares.”

lunes, 2 de octubre de 2017

4 DE OCTUBRE
Fecha que se nos antoja muy atractiva para Fermoselle. Ese mismo día RTVCYL inicia la fase final del concurso “EL PUEBLOMÁS BELLO DE CASTILLA Y LEÓN” en el que la villa de los Arribes se clasificó como ganadora en la fase provincial, lo que le dio el pasaporte para llegar a esta final.
Es el momento de apostar con todas nuestras fuerzas para que Fermoselle se aúpe a los más alto de la clasificación general porque creemos en ello y porque reúne una serie de características que, sin despreciar al resto de finalistas, le otorgan un plus de espectacularidad y hermosura.
Nuestra asociación no ha escatimado esfuerzos y oportunidades para dar a conocer a fermosellanos y simpatizantes la necesidad que tenemos de su apoyo a través de sus votos.
Una de las iniciativas fue el dedicar la pancarta festiva a este evento-concurso. Para El Pulijón, la pancarta anual siempre ha sido una forma de exponer a las gentes algún tema relevante relacionado con Fermoselle. Por ello, durante nuestras fiestas y utilizando ese soporte, invitamos a todos a participar de forma activa, es decir, votando y a la vez buscando a posibles votantes. El “slogan” fue claro:”ESPERAMOS TU VOTO, A PARTIR DE OCTUBRE, EN RADIO TELEVISIÓN CASTILLA Y LEÓN”. En los “bocadillos” de los dos personajes que conformaron la pancarta se da cuenta para qué se pide el voto. Muchas personas preguntaron por esta causa y se les informó con claridad del  motivo que nos movía a esa publicidad ciertamente llamativa.
Hubo quien dejó plasmado en las zonas blancas de la pancarta algunos mensajes de aliento:"¡Sueño con ir a Fermoselle, el mejor pueblo del mundo mundial! Recomendarlo", ¡Cómo me mola Fermoselle!", "El más bello, sin duda, votaré a Fermoselle", "Las mejores fiestas las de Fermoselle" son algunos de los ejemplos del apoyo popular.
Otros estamentos quedaron de brazos cruzados y no aprovecharon la ocasión para incentivar a los miles de personas que  se encontraban en la localidad durante estos días. Después de apuntarán al carro habiendo perdido una serie de oportunidades que seguro habrían proporcionado una rentabilidad muy elevada. Allá cada uno con sus cuitas y pensamientos.
A partir de este momento, 4 de octubre, no queda tiempo que perder. Familiares, amigos, conocidos, compañeros de trabajo deben ser convocados a apostar por la “belleza de nuestro pueblo”. Hay que utilizar todos los medios legales para que llegue hasta las zonas más remotas esta convocatoria. Necesitamos poner a disposición de cada uno las redes sociales
Hasta el 11 de diciembre estamos emplazados para cumplir con la “obligación”.

No obstante, a través del Canal 7 de Castilla y León ya se viene anunciando la proximidad del concurso. En breves días se emitirán videos promocionales de los 18 pueblos finalistas (dos por provincia, uno en la categoría de menos de 1.000 habitantes y otro de más de 1.000 donde se encuentra Fermoselle) que se han grabado con anterioridad. Por todo los que se grabó durante las casi 10 horas  en las que las cámaras estuvieron con un numeroso grupo de fermosellanos estamos seguros que nos ofrecerán un resumen de las bondades y bellezas que atesora ese rincón paradisiaco que se esconde en el oeste zamorano. Hablamos de FERMOSELLE.
A través de este enlace podrás votar a partir del 4 de octubre. No lo pienses. Es un momento.
http://www.elpueblomasbello.es/

jueves, 28 de septiembre de 2017

HOY DE CUMPLE UN MES
Efectivamente. Hoy, 28 de septiembre, se cumple un mes de la finalización de nuestras fiestas patronales. Entonces  correspondía al Lunes de Toros, así llamado por los fermosellanos.
Traemos aquí este cumple mes para, a nuestro modesto entender, recordar algunas de las cosas que pasaron durante los 31 días de agosto, tan festivo él, y que nos pueden quedar para refrescar la memoria de un mes que se nos antoja un tanto fatídico para la villa. Vamos allá con un rápido decálogo y a ver si acertamos.
Tendremos presente este mes por:
-          Los 19 días de fiestas que el ayuntamiento nos endosó en su programación. 19 días que hubo de casi todo abundando la mediocridad.
-          El pregón de fiestas proclamado por el joven Ángel López, olímpico en Río durante los pasados juegos del 2.016 y capitán de la selección nacional de rugby 7.
-          La ausencia del alcalde, Alejandro Fermoselle, debido a problemas de salud y la sustitución por su teniente de alcalde Manu Moya.
-          La falta de, al menos, una verbena de las de verdad. De las que siempre animaron a pequeños y mayores en nuestra plaza mayor y en los barrios. Es decir, una verbena viva, con orquesta. Atrás quedan los años, y no hace tantos, en las que todas estaban animadas por grupos o bandas musicales. Será que ahora no hay dinero para ello.
-          El pavoroso incendio provocado por no sabemos quién o quiénes con la finalidad perversa de liquidar la belleza y la riqueza del entorno arribeño y a la vez, achicharrar al pueblo entero. Parte de ello lo consiguieron, pero no han quemado el ánimo de las gentes nobles y trabajadoras de Fermoselle.
-          La suspensión de algunos festejos, entre ellos el festival taurino y la cuestación de la Cruz Roja, en señal de repulsa a los trágico momentos vividos el Sábado de Toros, recordado tristemente por “la tarde-noche del incendio”.
-          El desalojo de la residencia “Conchita Regojo” porque el fuego y el humo acampaban a unos metros.
-          El tiempo atmosférico, excepcionalmente caluroso,  que invitó a la gente a salir a las calles y  a llenar las terrazas hasta altas horas de la madrugada dando un ambiente especial a la villa.
-          La implicación de algunas peñas, asociaciones y otras entidades (Cruz Roja, Casa del Parque) para completar con actividades propias las programadas oficialmente desde el consistorio. ¡Menos mal!
-          El Santo Patrón San Agustín, en honor de quien se celebran las fiestas, tuvo su día festivo, el último, aunque nadie se acordó de la efemérides ni se le recordó para nada. ¡Qué pena! En otras ocasiones se queda hasta sin onomástica. Algo habrá que hacer para que no ocurra.

Restan algunos detalles más que por méritos propios podrían formar parte de este decálogo, pero no tienen cabida. Nos conformamos con estos 10 apuntes como remedo de evaluación por si algunas  sirven de base para mejorarlas en el futuro.

domingo, 27 de agosto de 2017

¡HAN PUESTO EN PELIGRO A TODO UN PUEBLO!
Salvaje sin alma. Este es mi más suave calificativo para quien ha pretendido herirnos en lo más profundo de nuestro ser. Quiso quemarnos, pero no lo ha conseguido; quiso achicharrar nuestras fiestas pero no lo ha conseguido; quiso abrasar nuestro ánimo pero no lo ha conseguido; quiso ahumarnos nuestras ideas pero no lo ha conseguido; quiso dinamitar nuestra alegría pero no lo ha alcanzado; quiso elevar la desolación de los fermosellanos hasta cotas inimaginables pero no ha sido así; quiso…
Este bárbaro sin corazón intentó liquidar de un plumazo nuestro espíritu fermosellano y se ha quedado a medias. Es verdad que nos ha golpeado con fuerza produciendo daños irreparables, la flora y fauna ha quedado muy dañada, las haciendas de algunos vecinos no han aguantado el envite, el sufrimiento ha hecho mella en todas las personas de bien que se encontraban en Fermoselle,  ha causado un daño moral que con el paso del tiempo deseamos quede como triste  recuerdo…
Pero el arresto y la solidaridad del pueblo en general quedaron patentes en la concentración espontánea que brotó en la plaza mayor ante el ayuntamiento con el alcalde y concejales al frente. Todos a una se unieron a las palabras del alcalde accidental.

Es necesario, diría obligatorio y de inmediato, que se busque al o los responsables de este acto criminal para que la ley recaiga con todo su peso sobre ellos; que se estudien, por parte de quien corresponda, las causas que han producido la rápida propagación del fuego que ha llegado a las mismas puertas del pueblo; que se revisen las bases que se contemplan en el documento sobre el Parque Natural del Duero…es necesario QUE NO SE PRODUZCAN NUNCA MÁS ESTOS LAMENTABLES HECHOS Y SITUACIONES QUE TANTO ENERVAN EL SENTIR DE LOS FERMOSELLANOS.

jueves, 24 de agosto de 2017

CALUROSO DESFILE
En Fermoselle, el miércoles de toros se respira la fiesta de manera especial; no en vano es el día en que se da el pistoletazo de partida hacia los festejos más importantes de este San Agustín 17. A las 11 de la noche se produce la concentración de las numerosas pandas fermosellanas en la plaza mayor en la que se respira un ambiente propio de un acontecimiento de interés general, ni más ni menos, que el Desfile de Peñas. 
El colorido de uniformes, los cánticos de gargantas ya destempladas, las charangas, los carritos con bebidas, las pancartas  y el ruido ensordecedor de tanta gente allí apiñada y bailando al son del ritmo indescriptible del entorno, daban un tinte al “coso maderil” irreconocible para propios y extraños.
Pero es el arranque esperado durante todo el año. Todo lo que esté relacionado con el jolgorio se admite durante la hora larga que dura el desfile. El recorrido por las principales calles del pueblo se encuentra con gentes que, aunque no desfilan, apoyan con sus aplausos y sus vítores a los sudorosos participantes. Es la noche del ensueño para todo los fermosellanos.

Desde la balconada de la Casa Consistorial el alcalde en funciones saluda a todos los vecinos en nombre del alcalde titular que se encuentra de baja a causa de un problema de salud (desde aquí le deseamos una pronta recuperación). Después de los correspondientes vivas a San Agustín, patrón de los festejos, coreados por todos los asistentes a la macrofiesta y al grito de “que se inicie el desfile” todo parece convertirse en un caos organizado. 
Se sale de la plaza para tomar la calle del Maestro Isidro Cabezas. Nuestra peña lo hace la penúltima acompañada por: el pulijón con su llama y su olor a pellejo  perceptible a lo lejos, la pancarta que se confecciona cada año, la agrupación de niños, la charanga “CUCU Band” de Medina del Campo (magníficos estos chicos que un año más  repite con el Pulijón) y el resto de los componentes se dirigen hacia la Plaza Vieja en perfecto orden. 
Alguna otra panda avanza junto al Pulijón para seguir también los ritmos de la charanga. El Seco y la Plaza de las Eras será el primer parón de descanso. La tea del Pulijón, gallardamente portada por un Tarabilla, necesita combustible, aprovechando esta ocasión para reforzar el fuego. Seguimos hacia las Cuatro Calles para llegar a la plaza de Santa Colomba. Aquí la parada es algo más larga para refrescar a músicos y peñistas de cara al recorrido final. 
Ahora, calle abajo se pasa bajo el Arco, repleto de niños que esperan el I Encierro Infantil con novillos simulados para llegar al domicilio social del Pulijón dando por concluido el desfile al ser materialmente imposible llegar a la plaza donde se había programado una discomóvil (no hay dinero para orquestas, suponemos) a media hora de iniciarse el desfile (se nota que los organizadores no participan en este evento y no tienen ni idea en lo que consiste, lo que se disfruta y el tiempo que lleva en hacer el recorrido). Pero nos hemos divertido a la vez que nos  sentido muy felices, una vez más, llevando el encanto festivo por excelencia a calles que durante el año rebosan de tranquilidad.

miércoles, 23 de agosto de 2017

JÓVENES…PRUEBA SUPERADA
Por primera vez participa nuestra peña en la gimkana nocturna que durante varios años y con mucha aceptación entre la juventud organiza la peña de los FENÓMENOS. A pesar de que el 50 % de los 182 socios que conforman el Pulijón son personas jóvenes, hasta este año no se habían decidido a intervenir en esta prueba de resistencia y habilidad. Hay que tener en cuenta que prácticamente todos son a su vez componentes de otras pandas lo que dificulta dejar la propia para luchar por la que también es suya.
Tomada la iniciativa por un grupo de jóvenes veteranos del Pulijón, todo han sido ánimos y apoyos al conjunto de concursantes. Se confeccionó una camiseta exclusiva con los colores y el anagrama de la Peña como distintivo. Y se lanzaron a la competición.
En una noche calurosa en extremo y después de recorrer todos los rincones de Fermoselle  por los cuatro puntos cardinales, nuestros muchachos y muchachas, finalizadas las dos horas largas de la prueba se colaron en segundo lugar. Para ser el primer año nos sabe a triunfo. ¿Quién ha dicho que la peña El Pulijón está formada por “carrozas”? Ojalá los jóvenes de hoy día que militan en otras formaciones  continúen en sintonía durante 44 años como lo estamos aquellos veteranos que ahora peinamos canas y con mucho orgullo en esta peña. Aquí continuamos con el mismo ánimo con el que iniciamos este proyecto que se ha mantenido en el tiempo.
Gracias a estos jóvenes y que sirva de germen entre los otros muchos que les cuesta dar el paso de colaborar de forma directa y con responsabilidad en su propia casa.

Enhorabuena por el segundo puesto. Os lo merecéis. Ayer tuvisteis a toda la peña pendiente de vuestra actuación. Sois unos fenómenos. Y a nosotros nos sabe a triunfo.